Make your own free website on Tripod.com

LA BIBLIA (Parte 2)

Bienvenidos
16-mayo-2005
17-mayo-2005
18-mayo-2005
19-mayo-2005
20-mayo-2005
21-mayo-2005
22-mayo-2005
23-mayo-2005
24-mayo-2005
25-mayo-2005
26-mayo-2005
27-mayo-2005
28-mayo-2005
29-mayo-2005
30-mayo-2005
31-mayo-2005
01-junio-2005
02-junio-2005
03-junio-2005
04-junio-2005
05-junio-2005
06-junio-2005
07-junio-2005
08-junio-2005
09-junio-2005
10-junio-2005
11-junio-2005
12-junio-2005
13-junio-2005
14-junio-2005
15-junio-2005
16-junio-2005
17-junio-2005
18-junio-2005
19-junio-2005
20-junio-2005
21-junio-2005
22-junio-2005
23-junio-2005
24-junio-2005
25-junio-2005
26-junio-2005
27-junio-2005
28-junio-2005
29-junio-2005
30-junio-2005
01-julio-2005
02-julio-2005
03-julio-2005
04-julio-2005

INTRODUCCION :
 
Ahora vamos a entender la importancia de la Biblia para nostros y como estudiarla.
 
I) El Tema Principal de la Biblia :
A.- Es Jesucristo. "Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas teneia la vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mi" (Estas son palabras de Jesucristo en el Evangelio de Juan 5:39). Jesucristo en el camino a Emaús, le dijo a sus discipulos: "Y comenzando desde Mises y siguiendo por todos los Profetas, les declaraba en todas las Escrituras lo que de Él decían. Y les dijo: Estas son las palabras que os hable estando aún con vosotros; que era necesario que se cumpliese todo lo que esta escrito de mi en la ley de Moises, en los Profetas y los Salmos" (Lucas 24:27,44). Para entender la Biblia es necesario que el pecador conozca a Cristo como su Salvador Personal y le busque en cada página.
 
B.- Vemos que aún el tema del Antiguo Testamento es Jesucristo. "Hermanos mios, tomad como ejemplo de aflicción y de paciencia a los profetas que hablaron en nombre del Señor. He aquí, tenemos por bienaventurados a los que sufren. Habeís oido de la paciencia de Job, y habeís visto el fin del Señor, que el Señor es muy misericordioso y compasivo. (1° Pedro 1:10-11).
 
II.- El Poder de la Biblia :
 
"Siendo renacidos, no de cimiente corruptible, sino de incorruptible, por la palabra de Dios que vive y permanece para siempre. Porque: Toda carne es como hierba y toda la gloria del hombre como flor de la hierba. La hierba se seca y la flor se cae; más la palabra del Señor permanece para siempre. Y ésta es la palabra que por el evangelio os ha sido anunciada. Desechando, pues, toda malicia, todo engaño, hipocresía, envidias, y todas las detracciones, desead, como niños recién nacidos la leche espiritual no adulterada, para que por ella crezcaís para salvación si es que habeís gustado la benignidad del Señor" (1° Pedro 1:23-2:3). Este pasaje bíblico nos demuestra el poder de la Biblia como Palabra del Señor.
También el poder de la Biblia es el medio de vida espiritual para el creyente en Cristo Jesús: "Él, de su voluntad, nos hizo nacer por la palabra de verdad, para que seamos primicias de sus criaturas" (Santiago 1:18). Este texto bíblico nos demuestra fehacientemente que las almas son nacidas de nuevo por medio de la fe en el mensaje del evangelio.
"La ley de Jehová es perfecta, que convierte el alma; el testimonio de Jehová es fiel, que hace sabio al sencillo" (Salmo 19:7). Este Salmo nos muestra aquí dos libros de la Revelación divina: (1) Los cielos visibles y la obra de la creación en general. (2) La Biblia, o los escritos divinamente inspirados, coitenidos en el Antiguo y Nuevo Testamento. A ellos podemos llamarles, "La ley del Señor", que nos sirve, para instruir, dirigir, enderezar, guiar, redarguir, para instruir en justicia, que convierte el alma, volviédola al Señor. Los diversos tipos y decretos de la ley se refieren a a suntos que lo sobrepasan y señalan al Cordero de Dios que quita el pecado del mundo. El sencillo es aquel que solo tiene un objetivo en consideración, está interesado en su alma.
 
 
(Continuará...)